30
Abr
11

Soledad

SOLEDAD

Estaba recostado en mi cama,

No dormía, ni estaba despierto.

Era como si flotara

Entre lo real e irreal,

        Pensaba o soñaba que pensaba,

        Para el caso era lo mismo,

En mi esposa y mis hijos,

Los veía y escuchaba,

Estaba ella sentada en una esquina

Sobre una silla, en el comedor.

Yo creo que soñaba.

Los veía felices y yo era feliz.

Y es cuando tuve una rara sensación,

Pensaba que alguien más estaba aquí,

Parado junto a mí.

       Soñaba o pensaba que soñaba.

       Para el caso era lo mismo

Porque una mujer elegante y hermosa,

me observaba que estaba recostado en mi cama

No dormía, ni estaba despierto

Yo creo que pensaba.

Y es cuando me dijo:

“Te estuve esperando muchos años

creo que al fin podremos hablar,

sólo te pido que me escuches”

        Pensaba o soñaba que pensaba.

        Para el caso era lo mismo.

“¿Quién es usted señora? ¿Qué hace usted acá?”

“¿Puedo sentarme a los pies de tu cama?

Sólo quiero que me escuches”

Yo creo que soñaba.

“No. Por ningún motivo,

yo no la conozco,

ni quiero escucharla”

“Pero yo si te conozco”

     Soñaba o pensaba que soñaba

     Para el caso era lo mismo.

Porque se sentó a los pies de mi cama.

“Estuve muy cerca de ti,

desde que eras niño,

pero nunca me miraste”

Yo creo que pensaba.

“Cuando fuiste adolescente,

es cuando por primera vez,

nos miramos a los ojos,

pero solo por unos segundos”

       Pensaba o soñaba que pensaba.

       Para el caso era lo mismo.

“Luego nos vimos otra vez,

estabas rodeado de mucha gente,

pero aun así me miraste,

y yo te sonreí,

pero alguien se interpuso entre los dos”

Yo creo que soñaba.

“Trate de buscar nuevamente tu mirada,

pero no lo logre”

Estaba recostado en mi cama

 No dormía, ni estaba despierto.

      Soñaba o pensaba que soñaba.

      Para el caso era lo mismo,

porque una mujer elegante y hermosa,

Sentada a los pies de mi cama, me observaba.

Era como si flotara

Entre lo real e irreal.

Yo creo que pensaba.

Pensaba, que viéndote bien,

te había soñado en algún lugar.

“Tu rostro me es familiar,

creo que si, si te he visto antes”

        Pensaba o soñaba que pensaba.

        Para el caso era lo mismo,

Porque te escuchaba.

“Estuve en tu matrimonio,

y cuando brindabas con todos, me miraste,

yo estaba en medio de mucha gente”

Creo que soñaba.

“No. Estabas despierto porque vi tus ojos tristes,

como que me buscaban, y nos miramos,

entonces supe que no te había perdido”

      Soñaba o pensaba que soñaba.

      Para el caso era lo mismo.

“Pasaron muchos años

 y vi como crecieron tus hijos,

estabas tan ocupado con ellos,

que no hubo oportunidad de mirarnos”

Creo que pensaba,

Porque te pregunte

“¿Cómo te llamas?”

“Soledad”

       Pensaba o soñaba que pensaba.

       Para el caso era lo mismo,

Porque cada vez te reconocía mas,

Y al escuchar tu nombre,

Te recordé mejor y creí haberte visto antes.

Ahora si, estoy seguro de eso.

Creo que soñaba,

porque me dijiste:

“Quiero recostarme a tu lado,

estoy muy cansada,

te he seguido por mucho tiempo”

     Soñaba o pensaba que soñaba

     Para el caso era lo mismo,

porque al día siguiente,

cuando desperté,

te encontré, Soledad,

Totalmente desnuda en mis brazos.

Creo que pensaba,

Porque te dije:

“Esto no puede ser

amo a mi esposa y a mi familia

y nada te puedo ofrecer”

       Pensaba o soñaba que pensaba.

       Para el caso era lo mismo,

ya que me rogaste que no te rechace.

“Solo quiero estar junto a ti,

me iré cuando quieras,

sin reclamarte nada”

Creo que soñaba,

porque te acepté.

“Fue en este país donde más busque tus ojos,

pero tu siempre me evitaste”

“Mi esposa, mis hijos, mis negocios, no podía”

      Soñaba o pensaba que soñaba.

      Para el caso era lo mismo,

porque a mi lado estaba, desnuda,

esta hermosa mujer, que desde mi niñez,

estuvo tratando de acercarse a mí,

Y que hoy, la reconozco más y más.

Creo que pensaba,

porque ahora ella empezaba,

A llenar todos los vacíos de mi vida.

Sí. Siempre estuvo cerca de mí,

Pero siempre la evite.

        Pensaba o soñaba que pensaba.

        Para el caso era lo mismo,

Porque ahora estaba en mis brazos

“Sí. Estoy en tus brazos y dispuesta

a consumar este amor de años,

por fin se acabó mi espera, mi amor”

Creo que soñaba,

Porque poseí tu cuerpo y tu espíritu.

Sentí el éxtasis de tu virginidad

Y la pasión reprimida de tantos años

“Oh, Soledad, tanto me amabas”

      Soñaba o pensaba que soñaba.

      Para el caso era lo mismo,

Porque desperté y te vi mirándome.

“Me amas?”

“Sí. Mas que ha mi vida”

Ya había olvidado a todos.

Creo que pensaba.

“Ámame, ámame sin limites como yo a ti,

te he esperado por tantos años,

estaba segura que me ibas amar,

por eso quería que me escuchases”

       Pensaba o soñaba que pensaba.

       Para el caso era lo mismo,

Porque sólo en ti pensaba,

Cuando escuche mi sentencia.

Quería regresar lo mas pronto a ti,

Para darte la noticia.

Creo que soñaba.

“Soledad, despierta, escúchame

te tengo la mayor sorpresa,

Nos casaremos.

Estaremos juntos toda la vida”

     Soñaba o pensaba que soñaba

     Para el caso era lo mismo.

Porque me reprochaste:

“¿Tan poco me amas?

¿Te es suficiente amarme toda la vida?

Yo no te exijo nada, pero, puedo darte mucho mas”

Creo que pensaba.

“Que me puedes dar, Soledad, dímelo”

“Podemos amarnos dando la vuelta al mundo,

Y amanecer en la luna.

O hacer el amor en el sol,

y  viajar de luna de miel a otra galaxia”

       Pensaba o soñaba que pensaba.

       Para el caso era lo mismo.

“¿Sí? ¿Puedes darme eso? ¿Tanto me amas?”

“Sí. Te amo una eternidad.

Podemos visitar todos los lugares de la tierra, y luego,   

viajaremos por el universo”

Creo que soñaba.

No puedo creer en tanta felicidad.

“Ho, Soledad. Si, llévame contigo”

“Si mi amor, poséeme otra vez,

 te daré un orgasmo infinito

y nos iremos de este lugar”

      Soñaba o pensaba que soñaba.

      Para el caso era lo mismo,

Porque vi mi cuerpo, inerte, recostado en mi cama.

No dormía, ni estaba despierto.

Era como si flotara,

Entre lo real e irreal.

        “Y me fui feliz en pos de la eternidad

        Con mi compañera, mi Soledad”.

              No dormía… ni estaba despierto.


2 Responses to “Soledad”


  1. 1 mayo, 2011 en 7:49

    Michael, iba a dejar sólo un Iliked, pero creo que hiciste un gran trabajo, te felicito, en realidad cuando hacemos más que poner palabras cuando queremos hacer llegar un pensamiento, una concepción de lo que creemos y por lo que luchamos, despertar!, creo que que lo menos es que nosotros, los lectores, te lo hagamos saber. Es lo que yo espero al menos. Un abrazo para ti y “soledad” y por supuesto, ese elevarse más alla de aquello que se toca.

    • 2 Michaelangelo Barnez
      1 mayo, 2011 en 17:49

      Dear Patricia… Compartimos el pensamiento con respecto al reconocimiento que debemos de brindar a quienes “por amor al arte” crea y recrean artículos, historias y poemas. Yo me siento complacido al ver desde un “I Like” hasta las palabras tan sinceras como las tuyas. También me satisface ver la estadística de visitas, que aunque en silencio por un sinfín de motivos, muestran las almas que han pasado por aquí.
      Saludos y te envío un gran abrazo también, querida amiga.


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


“TE VERÉ EN SUEÑOS”

ENCUENTRA LA NOVELA AQUÍ... HAZ CLICK
abril 2011
L M X J V S D
« Mar   May »
 123
45678910
11121314151617
18192021222324
252627282930  

Blog Stats

  • 52,033 hits

Más Leídos

Goodreads


A %d blogueros les gusta esto: